domingo, 10 de abril de 2011

Tarde de torrijas¡¡

Tengo que confesar que a mi no me gustan, y aunque me gustaran no las puedo comer, así que llevo toda la tarde para darle el gusto a mi hija, que no para de pedirlas desde hace dos semanas.

No he podido hacerlas antes, porque el viernes pasado hice el examén para el acceso a la universidad y quise aprovechar todo mi tiempo para estudiar, pero ahora no tengo escusa, así que aquí están:

Una tanda con miel y la otra con azúcar y canela. Este año no las he mojado en vino, no tenía el dulce de La Pañoleta y a Isabel le gusta más con leche.  Para que estén más sabrosas hago unas natillas claritas y aplico un truquillo para que no se me rompan, las dejo en la bandeja en remojo de natillas y las congelo, al día siguiente se sacan un rato antes y las paso por huevo batido y a freir, así no se rompen y además queda la natilla dentro de la torrija lo que le da más sabor y cremosidad.

 
Y para acompañarlas he preparado un licor casero de café que a Rai le encanta, porque sabe a café café.

Así que ya sabéis, si os apetece os esperan en casa¡¡












2 comentarios:

Essie dijo...

Charo, por Dios, que pintan tienen!!!!!!. De verdad que tienes unas manos.... Por cierto y hablando de otra cosa, es que empiezas ahora en la Universidad???. Mándame un mensajito me cuentas... Esperanza

Ananay dijo...

Gracias guapa¡¡¡
No creo que supere la prueba, el comentario de texto lo bordo, pero la gramática no es lo mio, pero lo tenía que intentar¡¡¡¡ y ya probaré el próximo año