jueves, 5 de abril de 2012

Pollo Relleno¡¡

Me encanta prepara esta receta, queda muy rica y muy bonita en la mesa y a todo el mundo le gusta, fría o caliente.
Lo más difícil es encontrar un pollo grande y que además el carnicero te lo quiera deshuesar, porque digan lo que digan no es fácil hacerlo en casa, al menos para mi. Como por suerte tengo una carnicería estupenda cerca de casa les tengo dicho que cuando tengan un buen pollo y tiempo me lo deshuesen y yo me paso a recogerlo, si tengo tiempo lo preparo sobre la marcha y si no podría congelarlo, aunque hasta ahora no se me dado el caso porque como digo, es tan buena receta que siempre viene bien hacerla y quedar como una reina.

No sigo una receta cerrada, voy cambiando según lo que me apetece o lo que tengo en la despensa, este estaba buenísimo:

En este caso he usado:

Un buen pollo, (este tenía 2,800 gr.) deshuesado.
3/4 Kg. de buena carne de ternera picada dos veces.
Piñones
Una trufa
3 Huevos duros
3 Cebolletas frescas
2 Dientes de ajo
Jamón picadito
1 Yema de huevo
Sal
Pimienta
Coñac

Hice un sofrito con la cebolleta y el ajo y se lo añado a la carne picada, junto con los piñones, el jamoncito, la yema de huevo, la trufa, sal y pimienta. Mientras se van cociendo 3 huevos.

Queda así de achuchado
Limpio muy bien el pollo porque yo soy muy limpia. Le quito alguna pluma perdida, la chapa esa que trae que no está buena, etc... Le meto para dentro las alas si están deshuesadas, si no las amarro por fuera. Igualmente con los muslos.

Le coso el cuello para que no salga el relleno por ahí y empiezo a rellenar con la farsa, meto un poco, un huevo duro, más farsa, otro huevo, así hasta acabar con todo. Aprieto muy bien las patitas y lo coso todo bien apretado.

Lo pongo en una fuente y le echo un buen chorreón de coñac, sal y pimienta. Otras veces le he puesto romero, tomillo... pero como estaba lloviendo no me apetecía salir al jardín a por ello, así que esta vez se ha quedado sin hierbas.

Intento de prepararlo el día antes, lo cubro y se guarda en el frigo hasta el día siguiente, que precaliento el horno a 180º, meto el pollo y debe de estar unos 40 minutos por kilo, pero cada media hora lo riego con su jugo.

Y ya está. Se tarda más en escribirlo que en hacerlo, de verdad.

Caliente está buenísimo, aunque se rompe al cortarlo, pero frío está buenísimo también, queda espectacular en una barbacoa, una comida especial, etc... se puede acompañar con la salsita caliente, mayonesa, salsa picante, al gusto.

Y lo que sobre para bocadillos, una cena ligera con ensalada, etc..





 No dejéis de probadlo y jugad con el relleno, con frutos secos como almendras, nueces, orejones, arándanos... añadirle miel y canela, beicon y tomatitos secos, etc.....

Y si no queréis poneros a cocinar me lo encargáis y yo os lo preparo, como hace alguna vecina, que me trae su fuente para que nadie dude que lo ha hecho ella¡¡¡¡¡¡¡

Besos